Las Cosas De Altisidora

Todas estas malandanzas te suceden, empedernido caballero, por el pecado de tu dureza y pertinacia; y plega a Dios que se le olvide a Sancho tu escudero el azotarse, porque nunca salga de su encanto esta tan amada tuya Dulcinea, ni tú la goces, ni llegues a tálamo con ella, a lo menos viviendo yo, que te adoro.

Sin palabras 19/05/2010

Elvira, tú ya lo has dicho todo en El País: PERIODISTAS

Esto va por todos mis compañeros de la promoción 1997-2001 de Periodismo de la, por entonces, Facultad de Ciencias de la Información de la Universidad de Sevilla; por todos los compañeros con los que compartí redacción siendo becaria aquel verano del 2000 en ABC de Sevilla; por los compañeros que también tuve, un año entero, en El Correo de Andalucía; por la redacción de Odiel Información de 2004; por las amigas periodistas que tengo; por los conocidos que deseaban ser plumillas y lo lograron; por los estudiantes actuales de periodismo y por los que tienen que venir; por los periodistas retirados; por los que ven peligrar sus puestos de trabajo; por los que tienen auténtica vocación; por mi, periodista por vocación y titulación.

ÁNIMO que, como decía William Wallace, podrán quitarnos la vida (en este caso, nuestra pasión, que es nuestro trabajo como periodistas) pero lo que nunca nos podrán quitar es la libertad (de luchar por una profesión hermosa, nuestra libertad de opinión y de ejercer la libertad de información, de expresarnos).

Anuncios
 

En realidad preocupa España 29/04/2010

Hoy, al hilo de las publicación en El País de una noticia sobre el mapa de las fosas comunes en España, he tenido el disgusto de leer un comentario realmente atroz y espeluznante.

Una persona decía que a los ‘rojos’ sólo les preocupa seguir intentando localizar el cuerpo del ‘maricón’ de Lorca. No daba crédito a lo que leía. Sobre todo, no daba crédito a la publicación de semejante comentario. Sé cómo funciona un diario digital y los comentarios se moderan, como en un foro, y aunque la censura es algo macabro y desfasado, y la libertad de expresión un derecho constitucional, hay cosas que no se pueden consentir.

No sólo no podemos consentir que se utilice el término ‘maricón’ como un insulto sino que, además, alguien se mofe, con ello, de un fusilamiento terrible que nos privó de uno de los más grandes de la Literatura y que, además, nos quitó la posibilidad de ir a llorarle a su sagrada sepultura porque está enterrado, como un animal, en Dios sabe dónde en Granada.

Con ese comentario se mofa de todos los ‘maricones’ que fueron encarcelados por ese hecho que atañe a su vida íntima y personal (la antigua cárcel de Huelva da fe de ello con una placa a los homosexuales que allí cumplieron condena), amén de todos los ‘maricones’ actuales y diría incluso de todos los muertos y torturados por pensar diferente (ya sea en tendencia sexual, religión, política…o lo que sea).

A los ‘rojos’ no nos preocupa sólo encontrar el cuerpo de Lorca, ‘maricón’ o no, símbolo de la destrucción de la intelectualidad por parte de aquel señor bajito que no quería que ningún español pensase por sí mismo. A los ‘rojos’ y a mucha gente que no es roja le preocupa restaurar la dignidad de tantos y tantos desaparecidos durante uno de los periodos más oscuros y sangrientos de nuestra historia moderna.

Todos tenemos derecho a descansar en paz, todos tenemos derecho a llorar a nuestros muertos y todos tenemos derecho a que se respete nuestro honor y dignidad, a que se nos respete como seres humanos.

No es cuestión de venganza sino de reparación del daño. No es cuestión de alejar a la opinión pública de lo que ‘realmente importa’ (paro, corrupción, crisis, crisis, crisis) sino de hacer ver que todo importa: importa ese 20% de parados, importa que ZP sea incapaz de hacer algo con la crisis y que estemos abocados a ser otra Grecia, importa que no seamos emprendedores, importa la corrupción, importan los delitos actuales…todo importa. Pero también importa reparar la memoria de aquellos que fueron condenados al olvido en cunetas y campos de España. Importa Lorca, importa Hernández… importamos todos.

 

Denunciar e investigar los hechos, restablecer el honor perdido, darles a las familias un lugar donde llorarles que no sea una cuneta 14/04/2010

“Los crímenes internacionales de genocidio o los crímenes de lesa humanidad cometidos por la dictadura española entre el 17 de julio de 1936 y el 20 de noviembre de 1975 no pueden ser calificados como delitos de intencionalidad política”.

Publicado en El País.com hoy 14 de abril de 2010, es parte de la querella que se ha presentado en Buenos Aires contra los crímenes del franquismo.

Y por cierto, aquí el alegato inicial del Fiscal Supremo de los Estados Unidos, Robert H. Jackson, en el discurso de apertura del juicio de Nüremberg contra los crímenes del nazismo en 1946:

“El trato que un gobierno da a su propio pueblo, normalmente no se considera como asunto que concierne a otros gobiernos o la comunidad internacional de Estados. El maltrato, sin embargo, de alemanes por alemanes durante el nazismo traspasó, como se sabe ahora, en cuanto al número y a las modalidades de crueldad, todo lo que la civilización moderna puede tolerar. Los demás pueblos, si callaran, participarían de estos crímenes, porque el silencio sería consentimiento”.

¿Queremos consentirlo?

 

El Anticristo 31/03/2010

Al hilo de la detención de un grupo de extremistas cristianos en EEUU que pretendían atentar contra Obama, El País indica, en la noticia, que una cuarta parte de los votantes del Partido Republicano creen que Obama es el Anticristo. ¡¡¿¿??!! Los que están locos son los americanos, Obélix, no los romanos (estos son locos al volante y locos votantes berlusconianos, pero ésa es otra cuestión). ¿Obama es el Anticristo? Ésa es, además de una acusación muy dura, absurdísima hasta límites insospechados.

Los americanos son tontos y punto. Un país cuya historia se remonta a unos cuantos siglos y que sólo se ha preocupado de imponer sus creencias en todas partes aunque nunca hayan sido llamados es un país de tontos (y lo demuestra el hecho de que ni siquiera saben que España está en Europa o que París no es un país, sino la capital de Francia). Quieren restablecer la democracia y las libertades, dicen, y lo hacen sólo en países donde hay petróleo. Y es curioso además que se erijan en la mayor democracia del mundo cuando su gobierno miente y engaña impunemente (las armas de destrucción masiva de Irak), impone dictadores afines a sus ideales en Centroamérica, defiende primero a los talibanes (para Rambo eran la releche) y ahora los sataniza, apoya masacres (Palestina), etc, y eso sin contar que la sanidad sólo es para quien puede pagarla y la educación ídem o que aún aplican la pena de muerte.

¿Ésa es la mayor democracia del mundo? Pues parece ser que sí, sobre todo cuando megalómanos como Aznarín se miran en ese espejo vergonzoso que fue la Administración Bush Jr (¿cómo puede un tío que no sabe hacer la ‘o’ con un canuto llegar a ser Presidente del país más poderoso del mundo?: supongo que porque la mayoría de los americanos tampoco saben hacer la ‘o’ con ese canuto y ¿dónde va la gente? Pues siempre donde va Vicente, en este caso George o el presi de turno) y gastan millones de euros en que el Congreso de esa vergüenza para Occidente que es EEUU le dé una medallita que pagamos todos los contribuyentes.

Pero volvamos a Obama=Anticristo. Y me reafirmo: ¡¡¿¿??!! Aunque claro, de un país que se forjó con los despojos de la sociedad británica, puesto que allí mandaba a su escoria, no se puede esperar menos que Juicios de Salem, MacCarthysmo, Corea, Vietnam, Black Hawk derribados, Irak dos veces, bloqueos económicos, guantánamos, Ku Klux Klan, Wacos, Columbines, Charles Manson, Mark David Chapman, racismo y xenofobia, homofobia, sociedades del rifle y un larguísimo etcétera que convierten, al menos para mí, a EEUU en un país muy rico de una forma material pero muy pobre en cordura, cultura, inteligencia, humanidad y multitud de virtudes.

No entiendo de dónde sale eso de que Obama es el Anticristo. ¿Por qué?. Y no encuentro explicación posible. No sé…¿porque es negro?, ¿Porque quiere sanidad un poco más pública? (que no del todo, que el lobby tiene mucho peso), ¿Por qué quiere las tropas fuera de ciertos conflictos?…Quizás sea porque no es un cazurro del centro del país, amigo de las armas y de la botella, cerrado de mente y republicano.

Vete a saber por qué es el Anticristo. Lo que sí sé es por qué muchos americanos son imbéciles.

 

La ¿buena? educación 22/02/2010

‘Despreciativa y soez’ llama hoy Javier  Marías a la ¿señora? Esperanza Aguirre en su artículo Esa puta mierda publicado hoy en El País. ¿Por qué la llama eso? (soez y despreciativa quiero decir). Lo hace por dos razones que bien podrían ser tres:
1.    Llamar ‘hijoputa’ a, según ella, un ex representante del Ayuntamiento de Madrid. Y según todos los demás por llamárselo al mismísimo alcalde de Madrid, el señor Ruiz Gallardón, la única persona del PP que merece todos mis respetos y más. Por aguantar tantas sandeces y tantos insultos provenientes de ‘su partido’ (Gallardón, háganos un favor a todos los españoles y salga de ahí, cree su propio partido, preséntese a las elecciones generales. Tiene mi voto…y soy de izquierdas).
Da lo mismo que se lo llame a uno o a otro, porque independientemente del receptor de la cólera de la Aguirre (aunque dudo mucho que esta señora sepa quién es Werner Herzog) es rastrero llamar así a alguien, más aún cuando la lindeza proviene de la ‘boquita’ de la ¿señora? Presidente de la Comunidad de Madrid. Menuda representante tiene Madrid en sus más altas esferas…
2.    Decirle al Alcalde de Becerril de la Sierra, durante una visita al municipio, qué cómo podía haber autorizado ‘esa puta mierda’. Y mira que hay sinónimos sin necesidad de caer en la ordinariez. Luego dicen que las niñas de colegios de pago somos las peores, y no me extraña si nos representan especímenes como éste.
¿Cómo la máxima autoridad y representante política de los madrileños tiene la caradura de hacer ese tipo de comentarios malintencionados, maleducados, soeces y despóticos? ¿Quién se ha creído esta mujer que es?
3.    Ganar las elecciones de una forma un tanto oscura, denunciando una ‘turbiedad’ (creo recordar que nunca aclarada) en las elecciones que perdió para que se volvieran a celebrar y entonces ganó. ¡¡Viva el Tamayazo!! Y yo que pensé que estas cosas no pasaban en los países modernos y civilizados.

Ésa es la educación de las altas esferas del PP, la de Esperanza y sus insultos y comentarios despreciativos, la de Aznar y la ya famosísima peineta (qué vergüenza que ese ¿señor? Sea expresidentes y nos ¿represente? En el mundo…menudo elemento).

Y en todo esto tengo que reconocer que me da pena Rajoy, porque es un ser humano sin personalidad ni carisma, al que la dirección de un partido le viene grande no, sino enorme, pero que, al menos, y mientras no se demuestre lo contrario, en un señor bien educado y nunca malhablado.

 

Por un puñado de euros (426 exactamente) 14/02/2010

Esta semana, el Gobierno de ZP prorrogó la ayuda de 420€ (ahora 426€) durante otros seis meses para aquellas personas en paro que no cobren ya subsidios por desempleo (y que no hayan cobrado con anterioridad esta ayuda).

La medida ha sido ampliamente criticada, sobre todo por el PP, pero también por muchos ‘progres’ españoles, tal y como se puede comprobar leyendo los comentarios a las noticias que publica El País a diario.

No entiendo cómo hemos llegado a convertirnos en una sociedad tan rastrera e insolidaria que pone el grito en el cielo porque, a pesar de la crisis económica que nos ahoga a todos, el Gobierno decide darle una mínima ayuda a los que se han quedado sin nada para que, al menos puedan comer.

La gente repite que son nosécuántos millones de euros tirados a la basura, igual que la vez anterior y que se deje de limosnas y acabe con el paro. Como si acabar con el paro fuera tan fácil, Sobre todo en un país cuya economía se ha sustentado la última década en el ladrillo y ahora que ha estallado la burbuja inmobiliaria, todo el que trabajaba en la construcción, directa o indirectamente, ha pasado a engrosar las listas del INEM.

Que genere empleo le dicen a ZP y se deje de chorradas. Eso, que genere empleo y mientras tanto que todas esas personas que no tienen sueldos ni subsidios se mueran de hambre o si no, las eliminamos. Total, no seríamos, desgraciadamente, los primeros en la Historia de la Humanidad es hacer algo tan atroz e inhumano.

Por muy mal que vayan las cosas no podemos dejar desamparados a los más de 4 millones de parados que, oficialmente, hay en España. Y por supuesto lo que no se puede hacer, como mucha gente en los foros de El País (e imagino que en otros periódicos que, reconozco, no he leído, porque soy ‘progre’ y me gusta cómo cuentan las cosas los de Prisa. Soy humana y subjetiva y no me avergüenza reconocerlo, a pesar de haber estudiado periodismo) es llamar vagos, vividores del cuento, a estas personas que cobran los subsidios. Ya, claro, me voy a ir al pago porque es un chollazo que ZP me de 426€ al mes en vez de ser mileurista en toda regla. Es ridículo, absurdo, demagogo y propio de una mente obtusa e inculta, además de ser insolidario y vergonzoso. Esperemos que estas personas nunca se vean en esa situación de necesidad.

Y lo de ‘genera empleo’ es, cuanto menos, divertidísimo. Un ejemplo: la empresa en la que trabajo es una de las empresas andaluzas del sector en el que nos movemos que menos ha acusado la crisis y que ha obtenido más beneficios. Claro que no han ganado tanto como esperaban pero que no tergiversen la verdad: no han perdido sino, simplemente, han dejado de ganar en función de sus previsiones totales. A pesar de obtener beneficios han despedido a unas 20 personas desde noviembre, la mayoría improcedentes (y algún que otro contrato no renovado o finalizaciones de obras y servicios), y muchos acabarán (o acabaremos) igual que ‘nuestros compañeros caídos’. ¿Tiene la culpa ZP de eso?. Es decir, ¿qué puede hacer este Gobierno o cualquier otro para evitar que un empresario despida ‘x’ personas, a pesar de obtener beneficios, simplemente porque con menos personal pagará menos sueldos y, por tanto, más dinero para él?.

El problema del empleo en este país creo que es que a los empresarios sólo les importa enriquecerse a toda costa y mientras sus cuentas corrientes estén llenas de ceros (a la derecha) da igual que seamos el penúltimo en Europa, que nos llamen ‘cerdos’ desde Financial Times, que no tengamos industrias, que apenas exportemos, que las pocas industrias que tenemos fabriquen en el tercer Mundo porque es mejor pagar 30 € al mes en Vietnam que mil en España, que nos ahoguemos entre ladrillos y pisos vacíos que nadie puede comprar. Nada importa si ellos siguen siendo ricos. Los empresarios no quieren invertir en calidad de vida para la mayoría mediante el fomento del empleo y sueldos dignos. Quieren calidad de vida para ellos y sus opulentas familias. Y así, mientras tanto, los pobres cada vez son más pobres y los ricos más ricos. Y…¿a qué me recuerda esto?…ah! Claro: a Centro y Sudamérica.

En definitiva: claro que el Gobierno debe fomentar la creación de empleo, no subirnos los impuestos a niveles alemanes cuando nuestros sueldos están a niveles búlgaros (por poner un ejemplo al voleo), bajar sueldos a políticos y altos funcionarios, fomentar ayudas al empresario emprendedor y al que cree futuro.

Y mientras hace todas esas cosas y muchas más (no soy, ni lo pretendo, una experta en Economía. Es más: entiendo poco de ella) bien por los 426€ de ayuda a los más necesitados porque por mucho que algunos digan que eso es una miseria, pregúntale a quien no tiene nada si no le vienen bien, al menos, para llevar un plato de comida a su casa cada día. Porque la calidad moral de un país se mide, en parte, por su solidaridad y no puedes dejar en la miseria y la indigencia a quien no tiene un sueldo por las circunstancias de la crisis porque no hay dinero y el Estado sigue endeudándose. Al menos estaremos endeudados, pero con las conciencias tranquilas.

 

Los creyentes de Apple 31/01/2010

Esta semana he leído en  El País, al hilo de la presentación del iPad de Apple, una frase que se me ha quedado grabada en la mente, sobre todo porque es una verdad como un templo: Apple no tiene clientes sino creyentes. Y es cierto: Apple es mi religión y Steve Jobs su profeta.

Apple no necesita hacer publicidad de sus productos, se la hacen los medios, y gratis, cuando acuden a cubrir estos grandes eventos anuales en el que Jobs, mi gurú y héroe particular (uno de ellos) presenta el nuevo ‘juguetito’ (o la nueva versión) con el que hacer las delicias de sus seguidores. Y no sólo el día del ‘estreno’ mundial, sino que ya desde semanas antes no hay medio digital que se precie que no dedique unas líneas a profetizar en torno a lo nuevo de la compañía de la manzana.

Jobs es un genio: un hombre capaz de revolucionar las tecnologías de la información y la comunicación, demostrando que el diseño y la belleza no tienen por qué estar reñidas con lo último en tecnología, con su facilidad de uso, su utilidad, su calidad de imagen y de sonido, sus funciones que mejoran nuestra experiencia y un millón de cosas más que, cada día, disfrutamos los que escuchamos música con un iPod o utilizamos un Mac para navegar por Internet o escribir documentos, descargar nuestras fotos, etcétera.

Tengo dos iPods en casa: un nano de 2ª generación: ya prácticamente pieza de coleccionista porque casi nadie tiene uno de ellos (y no fue el primero: cuando nadie tenía artilugios con manzanas impresas, yo escuchaba mi música con un iPod mini azul turquesa precioso: aquello era una maravilla y yo la envidia de todas mis amigas); y un recientemente adquirido iPod Touch que es como tener un iPhone, pero sin la función de llamada (al iPhone me resisto, de momento, porque me niego a que mi compañía de móvil sea MoviStar: mientras esto sea así, me conformaré con mi Nokia táctil, que tampoco está nada mal).

Y mi relación con Apple no se limita al MP3-4, sino que va más allá, a lo más grande que creo Steve: los ordenadores. Tengo un G3 de sobremesa con la pila de años que va de lujo a pesar que ni siquiera es Intel y prácticamente no es compatible con nada (¡ni con los iPods!), pero para navegar por la Red y darle la utilidad que se le da en casa, está perfecto.

Además, mi pequeña joya de la corona: un Mac Book de 13,3 pulgadas. Mi niño pequeño. Blanco, reluciente, precioso, con esa manzana que se ilumina cuando lo enciendo (¡y tarda 30 segundos en hacerlo! No como el lentísimo Windows) y que es mi tesoro (material) más preciado.

Una vez has probado un Mac te cuesta horrores usar un PC. Desgraciadamente, en el trabajo tengo que hacerlo. Pero no importa: tengo a Apple donde me interesa, en la parte más importante de mi vida: la privada.

Yo he esperado ansiosamente en las últimas semanas a que se presentara el iPad. ¿Me compraré uno? No lo sé. Dependerá de si le encuentro, en mi vida, utilidad y de si se mejorará con el tiempo. No sea flor de un día, dejen de fabricarlo y acabe con un iPhone gigantesco que no sabré ni dónde llevarlo si se estropease.

Esto parece publicidad encubierta de Apple. Nada más lejos de la realidad. Alabo las virtudes que, para mi, tiene la tecnología de la manzana y quien nunca ha usado un portátil Mac o ha intentado buscar el botón derecho a uno de sus ratones (¡¡es Ctrl+botón ddel ratón!!…no es tan complicado, y te ahorras un botoncito) no puede opinar.

De cualquier forma, estoy en contra de quien se compra un Mac sin saber en realidad lo que está comprando. He escuchado niñas en grandes almacenes pidiendo “un ordenador de esos que tienen la manzanita” simplemente porque son bonitos. Sin saber para qué o por qué. La ‘manzanita’ no es para cualquiera, sólo para quienes de verdad sabemos apreciarla. Al menos en lo que a ordenadores se refiere. Para el gran público ya están los iPods e incluso los iPhones. Que nos dejen lo importante a quiénes nos interesa de verdad.

Un beso a los macqueros del mundo