Las Cosas De Altisidora

Todas estas malandanzas te suceden, empedernido caballero, por el pecado de tu dureza y pertinacia; y plega a Dios que se le olvide a Sancho tu escudero el azotarse, porque nunca salga de su encanto esta tan amada tuya Dulcinea, ni tú la goces, ni llegues a tálamo con ella, a lo menos viviendo yo, que te adoro.

Unión de genios musicales 07/02/2009

Lo que ocurre cuando dos genios se unen en colaboración, en este caso musical, es que, o bien el resultado es una auténtica tomadura de pelo (por no ser pelín más explícita y escatológica) o, por el contrario, resulta grandioso o “sublime” en el sentido más estricto del término, es decir: como categoría estética que consiste en la belleza extrema, capaz de fundir al espectador (oyente en este caso) en un éxtasis profundo. El auténtico placer estético para que nos entendamos.

Así, tenemos sublimes colaboraciones, como la de Clapton y Harrison en “While my guitar gently weeps”, los frecuentes duetos de Marvin Gaye y Tammi Terrell (”Ain’t no mountain high enough”), Pavarotti y Bono cantando “Miss Sarajevo”, Lionel Ritchie y Diana Ross interpretando “My Endless Love”, David Bowie y Freddie Mercury bajo presión (”Under Pressure”), Jane Birkin y Serge Gainsbourg con su genial “Je t’aime…moi non plus”, Frank y Nancy Sinatra con “Something Stupid”, Bebo Valdés y Diego El Cigala lloraron como nadie “Lágrimas Negras”…y así hasta el infinito.

Y entre tanta colaboración destacada y destacable, a mi hay una que me apasiona especialmente, y es la que realizaron allá por 1992 Sting y Clapton: “It’s Probably Me”. Por mucho que Sting fuese calificado por la revista Blender como el peor letrista de la Historia, a mi esta canción me parece fascinante, la verdad, y como para los gustos se hicieron los colores…

Sting no es tan malo y si suenan los compases de una buena guitarra…ya tiene gran parte del trabjo hecho, y muy bien hecho por cierto. Además, siempre ayuda que la letra sea una colaboración entre tres (el tercero en discordia fue Michael Kamen), de lo que se deduce que, quizás, pudiera ser que la aportación de Sting fuera pequeñita…

If the night turned cold and the stars looked down
And you hug yourself on the cold cold ground.
You wake the morning in a stranger’s coat,
No one would you see.
You ask yourself, who’d watch for me?
My only friend, who could it be?
It’s hard to say it, I hate to say it, but it’s probably me.

When your belly’s empty and the hunger’s so real
And you’re too proud to beg and too dumb to steal,
You search the city for your only friend,
No one would you see.
You ask yourself, who’d watch for me?
A solitary voice to speak out and set me free.
I hate to say it, I hate to say it, but it’s probably me.

You’re not the easiest person I ever got to know
And it’s hard for us both to let our feelings show.
Some would say I should let you go your way,
You’ll only make me cry.
But if there’s one guy, just one guy
Who’d lay down his life for you and die,
I hate to say it, I hate to say it, but it’s probably me.

When the world’s gone crazy and it makes no sense
And there’s only one voice that comes to your defense.
The jury’s out and your eyes search the room
And one friendly face is all you need to see.
And if there’s one guy, just one guy
Who’d lay down his life for you and die,
I hate to say it, I hate to say it, but it’s probably me.

Anuncios
 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s